Una madre de familia fue desfigurada y su agresor quedó en libertad

La víctima pide la intervención del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables / (Foto: Captura de Latina)

El atacante cuenta con previas denuncias.

El hecho ocurrió el pasado sábado cuando la mujer de 41 años se encontraba en una reunión familiar y fue atacada por Samir Pablo Ascencio con una botella de vidrio. Pese a que este le realizó cortes en el rostro y se presentaron pruebas, el agresor fue liberado por la Fiscalía.

El ataque se dio en la zona de Santa Cruz, ubicada en Huachipa, cuando el hombre en estado de ebriedad la acusó de robarle su celular. “Nosotros no teníamos nada. Entonces, su enamorada se mete, me empuja; el muchacho va de frente a mí y con la botella me revienta en la cabeza”, contó la afectada.

Asimismo, indicó que el hombre trató de lastimarla mortalmente, pero que por suerte logró esquivarlo. “Estaba borracho, intentó matarme con el pico de la botella, cortarme el cuello”, señaló.

Sus familiares la auxiliaron y la trasladaron al Hospital de Vitarte de Essalud. Posteriormente, realizaron la denuncia en la Comisaría de Jicamarca, en donde detuvieron al sujeto el día domingo. Sin embargo, el martes por la tarde fue liberado por la Fiscalía.

La víctima y sus hijos no entienden esta decisión. Recalcan que Samir Pablo Ascencio ya contaba con antecedentes por agresión y robos en la zona. Por esa razón, piden el apoyo inmediato del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, con miedo a sufrir otro ataque como acto de venganza

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here